EL PODER DEL BICARBONATO Y LIMÓN

La combinación de jugo de limón y bicarbonato de sodio es un poderoso alcalino. Cuando el pH aumenta, la presencia y el crecimiento de patógenos se inhabilita ampliamente, el jugo gástrico se recupera y el sistema inmunitario recibe un fuerte impulso debido a una gran cantidad de vitamina C en el limón, lo que ayuda al cuerpo a ayudar a limpiar los patógenos e infecciones.

Además, sabias que… ¿Tanto el jugo de limón como el bicarbonato de sodio tienen propiedades anticancerígenas?

“Varias pruebas han demostrado que un pH bajo (alta acidez) del cuerpo promueve el crecimiento de patógenos y células cancerosas.”

LIMÓN

El limón es uno de los alimentos desintoxicantes más poderosos que hay. El jugo de limón tiene un efecto antibacteriano y antiviral, promueve la digestión, fortalece el sistema inmunológico, mejora la piel, restaura el equilibrio ácido, promueve la pérdida de peso, previene la arteriosclerosis, previene los cálculos renales, promueve la absorción de oxígeno en la sangre, brinda más energía y ayuda a reducir el estrés. ¡Aunque te sepa acido el limón es alcalino! 

Los limones contienen mucha fibra, vitamina C, poderosos antioxidantes y varias sustancias anticancerígenas.

 BICARBONATO DE SODIO

 El bicarbonato de sodio tiene muchos beneficios para la salud. Funciona purificando, desacidificando, antiinflamatorio, desintoxicante, analgésico, bactericida, relajante, calmante, etc.

 Además de las ventajas antes mencionadas, esta poderosa combinación tiene las siguientes ventajas:

·     Aumenta tu metabolismo y elimina el exceso de grasa de tu cuerpo, lo que te ayuda a perder peso.

·     Le ayuda a eliminar toxinas gracias al contenido de azufre y también tiene un efecto directo en su hígado para que metabolice mejor las grasas.

·    Previene las infecciones del tracto urinario y cuida los riñones, ya que ayuda a mantener limpios el tracto urinario y el ácido úrico.

·    Promueve los procesos digestivos porque es rico en enzimas. Es muy útil para flatulencia, acidez, hinchazón, etc.

 ·     Es un excelente diurético, que le permite eliminar el exceso de líquidos de su cuerpo.

·     Previene la sequedad ocular gracias a la vitamina A.

·    Combate el estreñimiento, que mejora la condición de tu flora intestinal.

·    Reduce la enfermedad de las encías. Déjalo pasar un rato por la boca (como enjuague bucal) antes de tragarlo.

·     Reduce los niveles de colesterol, triglicéridos y ácido úrico.

·     Alivia la tos y el dolor de garganta.

·    Previene los calambres estomacales, gracias a los minerales que contiene.

·    Mejora la condición de tu piel y cabello gracias a las vitaminas y minerales que contiene.

·     Reduce el riesgo todo tipo de cálculos, ya sean cálculos biliares, hepáticos o renales.

·    Combate la hiperacidez del estómago y ayuda a aliviarla de inmediato. Además, también trata y previene las úlceras estomacales, que ocurren cuando hay demasiado ácido.

·     Alivia las infecciones del tracto urinario.

·     Mejora la salud dental y previene problemas como caries o placa.

 ¿COMO TOMARLO?

Pon el jugo de medio limón junto con media cucharadita de bicarbonato de sodio en un vaso con un agua, mézclalo y déjalo burbujear por un tiempo.

Tómalo apenas te despiertes en ayuno.